< Regresar

El tarwi

  • Pasaje Ayulo 131, Jesús María
    423-2389

Horarios de Atención:
Martes a Domingo
9 A.M. - 6 P.M.

Gasto Promedio:
S/. 31-50

Ocasión:
- Cualquier Ocasión

Formas de Pago:
Efectivo Visa Master Card

Servicios:
Wifi Reservaciones
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
Loading...

Todo comenzó hace 14 años con 6 mesas y una modesta carta que, desde el inicio, tuvo al cuy como su estrella. Hoy, El tarwi cuenta con dos locales y atiende a unas 300 personas por día. Años atrás, Rocío Orihuela promocionaba el país en PromPerú, hoy lo hace al frente del restaurante que revalora la comida tradicional de ancashina, tierra de sus ancestros. Su madre y su tía le plantearon abrir el local y, tras dudarlo, aceptó. Fue la mejor elección.

Su tía Doris es la reina de la cocina. Ella les enseñó a los demás a preparar el cuy y otros platos al estilo de Caraz. Porque cada 200 metros del Callejón de Huaylas cada quien tiene su manera de prepararlos, apunta Rocío. Cada semana, llegan unos 350 cuyes (de unos tres meses) los cuales condimentan con sal, un poco de ajo y luego pasan por una doble fritura para que quede crocantito ¡Sale un cuy frito con picante de papa!

La gente también llega para chochear, a comer ese nutritivo cebiche de tarwi. También recuerdan su tierra al probar una llunca de gallina (sopa típica con trigo y gallina) o un caldo estofado (que sacan solo por fiestas). El jamón serrano, los helados caracinos y los buñuelos cierran este viaje por la memoria culinaria. Para compartir, pida el piqueo caracino (carne de cerdo en sus tres modalidades: chicharrón, jamón serrano y charqui acompañados con mote, camote frito, papa y sarza criolla). La crema de huacatay es la única salsa que llevarán a su mesa, cualquier otra sobra.

Los miércoles sale caliente el sancochado y el fin de semana se amplía la oferta con el frejol con cabrito, la caja china y la pachamanca. Para la casa lleve unos quesos, pan o manjar traídos directamente desde Caraz.

Cuéntanos tu experiencia