Regresar

¿Qué debo tener en cuenta al momento de comprar pescado?

Vamos al mercado a comprar el pescado para preparar la comida por Semana Santa, pero ¿cómo reconocer que me encuentro ante una pieza de buena calidad? ¿En qué debo de fijarme antes de comprar? Acá te brindamos algunas recomendaciones.

PESCADO FRESCO:

– Asegúrese de que cumpla con la talla mínima, según el pescado que sea (ver cuadro aquí), y que tenga un olor fresco.
– La cola debe ser firme. Los ojos deben estar presentes, ser saltones, brillantes y de pupila oscura.
– La piel: brillante y húmeda, no grasosa y con escamas bien adheridas.
– Las branquias (agallas) deben presentar un color rosado al rojo intenso, húmedas y brillantes.
– La carne debe ser blanca o ligeramente rosada, firme, elástica y resistente a la presión de los dedos. No debe desprenderse de los huesos al ejercer presión. El vientre no debe estar abultado.
– Las aletas deben de estar en buen estado y completas, sin laceraciones ni rupturas.

 

EN LATA:

– Escoger una marca conocida.
– Verifique que la etiqueta sea auténtica y tenga el rótulo completo con la siguiente información: nombre del producto, información del fabricante y/o importador, fecha de vencimiento y el registro sanitario.
– Compruebe que la lata no esté abollada, abombada, hinchada, oxidada, con filtraciones ni magulladuras.
– Siga las indicaciones de consumo una vez abierta.
– Lave la lata antes de consumir su contenido.

 

SECO – SALADO:

– Debe tener olor a mar. Si huele a rancio o humedad puede ser indicación de que tiene hongos.
– Su superficie debe presentar un color uniforme, sin manchas rojas o amarillas de color óxido.
– La consistencia debe ser firme.
– Su duración es de un año.

 

* Con información del Ministerio de Salud. 

Cuéntanos tu experiencia